miércoles, 8 de agosto de 2007

La magia de la música


¿¿Por qué la música consigue trasportarnos a lugares más allá de la imaginación??

Os lo contaré de muy buen grado


Hace mucho tiempo....en un mundo llamado Thirenae, al cual solo podían acceder algunos escogidos, había mucho campo, aldeas y pueblos. En la corte de una ciudad llamada Korchea, los reyes daban un magnífico espectáculo, por la mayoría de edad de su hija Blanca.

Todos los magos y campesinos estaban invitados al baile, pero el concurso debía ser sincero y se podían presentar grupos.

La noche del baile, todos llenaron el salón, ante la presencia de los reyes un pregonero leyó su comunicado:

Bienvenidos a la corte de los Redondilla:

ESTA NOCHE SE CELEBRARÁ UN GRAN CONCURSO

todos los representantes deben ser de Thirenae y todos ellos, serán elegidos

por gusto de la princesa Blanca.

En caso de ser los ganadores, subirán a la cima del monte del Silencio, para ser glorificados por los dioses y por la gran energia mágica.

Los concursantes son:

- grupo semicorchea

- equipo sostenido

- amigos bemol

- Modo jónico

Todos ellos actuaran en el gran salón, rogamos que se aparten hacia los lados, el concurso va a dar comienzo

- El pregonero enrrolló el pergamino y se lo dio a los reyes, después se puso a un lateral y observó como la hermosa princesa llamaba a los grupos.

El grupo semicorchea lo que hizo fue dar enormes saltos y empezaron a bailar muy rápido, con la boca daban sonidos muy seguidos, la gente los aplaudía

Después de la actuación la princesa ordenó anotar algunos apuntes, el siguiente equipo formado por 4 personas iban vestidos de rosa, pero daban gritos muy largos y la canción no se entendía, era parecido a la ópera élfica.

La princesa mandó llamar a los amigos bemol formado por dos chicos, los dos se unían en un hermoso cántico pero daban demasiados altibajos y su voz no era muy buena.

Detrás de las cortinas, esperando a ser llamados estaban los amigos jónicos, venían cada uno de una parte de Thirenae, pero cuando unían sus voces, la magia saltaba a su alrededor, sus poderes solo se limitaban a la canción: Domingo, vestido de negro, llevaba una gran barba blanca; Remulo llevaba una túnica azul sus ojos eran amarillos, Miriam iba de azul celeste y su pelo era rojo como el fuego, Fabiola con su túnica rosa cantaba ópera élfica, Soledad vestida de amarillo la encantaba cantar a media voz, Laurencio de verde disfrutaba acompañando a Soledad, y Silicio disfrutaba haciendo con su voz cantos de pájaros.

Cuando les llamó la rubia princesa, salieron a mitad del salón y comenzaron su actuación.
Las voces salían de sus cuerpos y sus alientos cobraban el color de su dueño, cuando se repartieron por todo el salón la gen te miraba anodadada la gran compenetración de sus voces, parecían estar colocados en escalas, cuando se untaban a bailar juntos o daban palmas, conseguían ritmos muy apropiados, la ópera élfica de fabiola se sostenía hipnotizando al público, las palmas de Miriam daban sonidos exóticos, junto con su pelo. Silicio con su voz imitaba a los amigos bemol y quedaba muy bien. El público de la sala empezó a soñar cuando Domingo y Rémulo se pusieron a la derecha de Silicio. Todos imaginaban cosas y querían estar escuchando eternamente la hermosa melodía.
Cuando terminaron su actuación todo el mundo irrumpió en aplausos y la princesa estaba llorando, se levantó del trono y dirigiéndose a Domingo le dijo:
- Me ha encantada vuestra actuación, suban al monte del silencio, allí en la piedra negrita hay un objeto, canten y se almacenará vuestra voz allí.

Mientras el Modus Jónico salía de palacio, muchos hechiceros y campesinos les siguieron, tardaron en subir hasta el amanecer, pero al llegar vieron en el centro una gran roca negra. alrededor de ella iniciaron de nuevo su actuación, los rayos de sol, junto con las voces fueron grabando palabras en la roca, cuando terminaron sintieron como sus cuerpos comenzaban a desaparecer.
Cuando lo hicieron fueron al cielo, allí la magia que tenía forma humana, les traspasó con su mirada esmeralda, sus cuerpois fueron bendecidos y prometieron llevar a cada parte del mundo su música, en una tabla de piedra, sacada de la roca negrita se grabaron sus nombres, la ciudad, el nombre de la princesa y el nombre de la roca.

Con el paso del tiempo la gente que había escuchado al Modus Jónico comenzó a sentir que su mente se evadía y necesitaban la música para poder soñar. Las escuelas comenzaron a educar con música y así los siete dioses mostraban su alegría concediendo el poder de la canción a todos aquellos que de verdad lo merecían.

Un día, en la descendencia de los Redondilla nació un principe que no era heredero al trono y por la envidia a su hermano mayor se volvió malo, comenzó a menejar artes oscuras y con ello consiguió desterrar a la tabla de la roca negrita a los confines del mundo real. Los siete dioses bajaron a por él, pero en lo alto del monte del silencio fueron encarcelados en celdas continuas en un total de cinco paredes, el principe les conjuró y jamás han salido de ahí, sin embargo en la tablilla se habían grabado sus poderes y sus voces.

Cuando en el mundo real apareció la piedra, nadie la vio, sin embargo con los siglos un grupo de personas comenzaron a costruir una villa muy grande y en lo alto de una colina estaba la tablilla enterrada, una de ellos la desenterró y pudo ver muchas letras, su padre le enseñó a leer:

Modus Jonico

DO RE MI FA SOL LA SI

Blanca Redondilla Negrita Silencio


Korchea



Cuando tocó la tablilla las voces de los dioses sonaron y los poderes se metieron dentro de su cuerpo, como era una persona real sus poderes eran mucho más que simples notas musicales, comprendió que tenía una nueva misión, ser inmortal y a través de los siglos trasmitir los sentimientos de los mortales a través de esa energía.......no sabía como llamarla, aunque pronto dio con la respuesta, ella era la energía, ella sería la portadora del poder en la tierra y le daría el don a aquellos que lo quisieran para hacer el bien.


Como ella era la energía, la magia, el canal por el que fluirían los poderes, decidió poner su nombre a la energia.


Trabajaría siempre por trasmitir a los humanos la alegría y los sentimientos que una vez sintió un público cuando miraba a un grupo Jónico hacer........


MÚSICA


Desde que esta diosa anda entre nosotros, la vida de los humanos ha ido mejorando, la música nos iba alimentando y como penitencia siempre, aunque no queramos está haciendo crecer nuestra mente, para que algún día, todos sepamos apreciar el calor y la positividad de cada nota musical.....



David Atienza Arenas



5 comentarios:

SusAnA dijo...

Si... es una preciossa historia
aver si continuas escribiendo, falta gente como tú

Besos

yaves dijo...

wala, está muy bien la verdad, me gusta el relato de la música..la frase en latín a mi me suena que el verbo no es: ES sino EST, a lo mejor me confundo, pero por si acaso.
besines

yaves dijo...

pd: cuando firmes en un blog, firma con tu nombre y contraseña de blogger, asi te sale en azul el nombre, como el mío..y la gente si tiene curiosidad por ver tu blog, solo tiene que pincharte encima jeje.

Seo dijo...

Hola.
He comenzado a leer tu novela...en realidad estoy leyendo varias a la vez porque estoy escribiendo una y queria documentarme....en breve seguire con tu historia...pasate por mi blog y le hechas tambien un vistazo vale??

un saludo..

seo

Seo dijo...

olvide dejarte la url

www.hayunaciudadperdida.blogspot.com

un saludo..
seo